REGIONES


El vandalismo armenio debe ser condenado estrictamente por la comunidad internacional

Aghdam, 7 de abril, AZERTAC

Los representantes permanentes de los países miembros del Grupo de Contacto de la Organización de Cooperación Islámica (OCI) sobre la agresión de Armenia contra Azerbaiyán visitaron el distrito de Agdam el 6 de abril.

Como informa el corresponsal regional de AZERTAC, la delegación conoció las consecuencias de los crímenes de guerra de Armenia en la ciudad de Aghdam. Al principio examinaron las ruinas de los edificios de una estación de autobuses y una escuela de formación profesional. Un residente de Aghdam, Zulfi Gasimov, contó que el edificio de la estación de autobuses fue destruido por terroristas armenios en febrero de 1991. La escuela de formación profesional, cuyo edificio estaba situado cerca de la estación de autobuses, era uno de los centros educativos más avanzados del periodo soviético en cuanto al nivel de enseñanza y las instalaciones técnicas. Los vándalos armenios arrasaron el edificio de la escuela de formación profesional, así como otras casas de Aghdam.

Entonces, los representantes extranjeros conocieron el vandalismo de los armenios en la mezquita de Juma en Aghdam. Se les proporcionó información detallada sobre los crímenes de guerra cometidos por los armenios y la destrucción de monumentos culturales, históricos y religiosos por parte de éstos.

Se informó de que la mezquita Juma de Aghdam fue construida en 1868-1870 por el arquitecto Karbalai Safikhan Garabaghy. Esta mezquita pertenece a la escuela arquitectónica de Karabaj. Los minaretes de la mezquita de Juma han sido destruidos, el tejado ha sido demolido y las inscripciones y la decoración han sido borradas deliberadamente.

Los representantes permanentes del Grupo de Contacto de la OCI rezaron en la mezquita.

Al conocer la ruinosa calle central de la ciudad de Aghdam, se explicó a los miembros de la delegación que antes de la ocupación armenia Aghdam era una de las ciudades más grandes y desarrolladas no sólo de la región de Karabaj, sino también de la República. Había más de 15 mil casas privadas, 31 edificios de varios pisos, más de 42 mil residentes en la ciudad. En Aghdam había 17 empresas industriales. Los armenios saquearon, destruyeron e incendiaron la ciudad de Aghdam y las aldeas de la región ocupadas por ellos, casas residenciales, edificios públicos, escuelas, guarderías, hospitales, empresas industriales. De Aghdam, que solía ser una de las ciudades más bellas, sólo quedan ruinas.

A continuación, la delegación visitó el Callejón de Martires en Aghdam. Se informó de que los héroes de la primera guerra de Karabaj, incluidos los habitantes de la ciudad que se convirtieron en víctimas del genocidio de Joyalí, fueron enterrados aquí.

También se encuentra aquí la tumba de Allahverdi Bagirov, héroe nacional de Azerbaiyán. Los armenios destruyeron la mayoría de las tumbas del Callejón de Martires para saquearlas.

A continuación, los participantes en el viaje llegaron al cementerio de Imaret, en la ciudad de Aghdam. Se informó de que había mausoleos de Panahali khan, fundador del kanato de Karabaj, Ibrahimkhalil khan y su hijo Mehdigulu khan, lápidas de su hija Khurshidbanu Natavan. En este cementerio también se enterraron otras figuras destacadas de la dinastía de los khans de Karabaj. Sin embargo, tras la ocupación de la ciudad de Aghdam, el palacio de Panahali Khan y el cementerio fueron objeto de vandalismo armenio. Los armenios destruyeron el mausoleo de Ibrahimkhalil khan y la lápida de Khurshidban Natavan, hija del último gobernante de Karabaj, Mehdigulu khan Javanshir.

Al igual que las mezquitas y los cementerios de los territorios ocupados, el palacio de Panahali Khan también fue profanado por los armenios. El palacio del Khan se utilizaba como establo para guardar cerdos y vacas.

Se observó que la destrucción y profanación de mezquitas y monumentos histórico-arquitectónicos es una prueba evidente de vandalismo armenio, este hecho debe ser condenado enérgicamente por la comunidad internacional como una actitud bárbara hacia el patrimonio cultural no sólo de Azerbaiyán, sino también del mundo.

Se ha señalado que uno de los objetos de infraestructura deportiva destruidos en Aghdam fue el estadio del club de fútbol "Garabagh" - "Imaret". En una época, el estadio contaba con un restaurante y una base de futbolistas. En las cercanías se encuentra un monumento a Khurshidban Natavan. Hoy no queda ni rastro de ella. En el estadio "Imaret" se celebraron en su momento numerosos festivales folclóricos y conciertos de maestros del arte y la cultura.

Los representantes permanentes de los países del Grupo de Contacto de la Organización de Cooperación Islámica (OCI) sobre la agresión de Armenia contra Azerbaiyán fueron acompañados en el viaje por funcionarios del Ministerio de Asuntos Exteriores de Azerbaiyán.

 

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.