MUNDO


España exhuma los restos del dictador Francisco Franco 44 años después de su muerte

Bakú, 24 de octubre, AZERTAC

El Gobierno de España exhuma el 24 de octubre los restos de Francisco Franco. El acto pone fin a 44 años de exaltación del franquismo en el Valle de los Caídos. La exhumación forma parte de la Ley de Memoria Histórica y se dilató en el tiempo por las trabas judiciales impuestas por la familia del dictador.

Los restos de Francisco Franco serán traslados desde el Valle de los Caídos hasta el cementerio público de Mingorrubio-El Pardo, donde será inhumado en una cripta en la que descansan los restos mortales de su esposa, Carmen Polo.

¿Cómo transcurre la exhumación?

"Nosotros vamos a reivindicar esta victoria no como propia, sino como una victoria de la democracia española", dijo en la noche del miércoles 23 de octubre el presidente del Gobierno español en funciones, Pedro Sánchez.

Los familiares de Francisco Franco acudieron en la mañana de este 24 de octubre a la Basílica del Valle de los Caídos para asistir a la exhumación del exdictador, que en las próximas horas será trasladado a un nuevo lugar de sepultura en el que no se exalte su figura.

Según mostraron imágenes retransmitidas en directo por la Radio Televisión Española (RTVE), los familiares del dictador llegaron al Valle de los Caídos a las 10:15 (hora local), apenas un cuarto de hora antes del momento para el que está previsto el inicio trabajos para retirar el cuerpo.

"Estamos aquí todos los nietos y los bisnietos que se encuentran en España", explicó en declaraciones a los medios de comunicación, antes de entrar al recinto, Francis Franco Martínez-Bordiú, nieto de Franco, que dijo sentir "tristeza" ante la inminente exhumación.

Francis Franco acudió a la basílica portando una bandera de España con el águila de San Juan, símbolo de la dictadura franquista, cuya exhibición en lugares públicos está prohibida por la Ley de Memoria Histórica.

Además de una veintena de familiares de Franco, en el recinto se encuentra ya la ministra de Justicia, Dolores Delgado, que acude a la exhumación en calidad de notaria mayor del Reino.

El operativo para el traslado de los restos mortales de Franco comienza a las 10.30 (hora local) con el levantamiento de la losa de 1.500 kilos que cubre la sepultura del dictador.

Una vez se haya procedido a la exhumación de los restos, los familiares trasladarán el cuerpo hasta un coche fúnebre situado en las inmediaciones de la Basílica del Valle de los Caídos.

A su vez, el coche fúnebre trasladará los restos hasta un helicóptero que —si las condiciones de lluvia y viento lo permiten— llevará los restos de Franco hasta su nuevo lugar de reposo: el cementerio público de Mingorrubio-El Pardo.

Allí será reinhumado en un panteón donde está enterrada su esposa, Carmen Polo.

El Gobierno prometió que el proceso se realizará de la forma más respetuosa posible y, para evitar posibles desórdenes, desplegó un dispositivo de seguridad por el que se prohibió a grupos de ultraderecha concentrarse frente al cementerio, donde tenían previsto reunirse para rezar una oración por el alma del dictador.

Con la exhumación de Franco se da cumplimiento a la decisión adoptada en mayo de 2017 por la mayoría del Congreso de los Diputados, que pidió cambiar el lugar de reposo del dictador en aplicación de la Ley de Memoria Histórica.

Sánchez anunció la exhumación como una de sus medidas estrella tras su llegada a la presidencia del Gobierno en julio de 2018.

Sin embargo, la retirada de los restos tardó más de un año en llegar porque la familia del dictador y varias asociaciones franquistas dieron una contumaz batalla judicial, presentando decenas de recursos en los tribunales para intentar detener el proceso.

Finalmente, el Gobierno recibió de forma reciente autorización del Tribunal Supremo y puede proceder este 24 de octubre a retirar los restos mortales del Valle de los Caídos.

En el Valle de los Caídos se encuentran enterrados casi 34.000 combatientes —la mayoría de ellos sin identificar— de la Guerra Civil (1936-1939) tras la que Franco impuso una dictadura fascista en España hasta la fecha de su muerte, en 1975.

Las principales asociaciones de memoria histórica del país celebraron la decisión del Gobierno de exhumar a Franco, aunque los memorialistas subrayan que esta decisión llega tarde y piden no olvidar que la reparación de los crímenes del franquismo no acaba con la retirada de sus restos.

Se estima que en España más de 114.000 personas siguen enterradas en fosas comunes, lo que la convierte en el segundo país del mundo en número de desaparecidos, solo por detrás de Camboya.Sputnik

 

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.