POLÍTICA


Pensamientos del publicista: Cuarenta y cuatro momentos del soleado otoño

El poderoso comandante y sabio presidente Ilham Aliyev nos ha convertido en una nación victoriosa, ha creado nuevas realidades en la región

Bakú, 2 de diciembre, AZERTAC

La Guerra Patria, que se libró en una noche de otoño, duró 44 días. Era como si la naturaleza nos hubiera favorecido con su cálido aliento. En mi época, no había tal otoño moderado sin lluvías, sin vientos, soleado. De lo contrario, luchar en las montañas habría sido una verdadera prueba de fuerza.

Cada momento, cada día soleado, que se convirtió en la encarnación del verdadero heroísmo, nos acercó al preciado objetivo: la liberación de Karabaj. El Comandante en Jefe Ilham Aliyev, soldado azerbaiyano que expulsó al ocupante de sus tierras día tras día y el pueblo azerbaiyano unido en un poderoso puño creó una epopeya verdaderamente heroica.

Estos 44 días cambiaron irrevocablemente la difícil situación de 30 años de Karabaj, eliminando para siempre la calificación de desplazados internos del destino de millones de personas. Nos hicieron una nación victoriosa, crearon nuevas realidades en la región...

Oraciones aceptadas por Dios

Agdam, 23 de noviembre. El presidente Ilham Aliyev y la primera dama Mehriban Aliyeva tocan la pared de la mezquita de Agdam con sus labios y se quitan los zapatos en la entrada y caminan por el suelo del edificio en ruinas cubierto de arena y polvo. Miro estas fotos una y otra vez. Ustedes también, queridos lectores (https://video.azertag.az/site/video/107767 ). Sra.Mehriban, después de haber besado el Sagrado Corán, lo extiende al presidente Ilham Aliyev. El jefe de estado toca el libro sagrado con sus labios y lo pone sobre la mesa. El presidente y la primera dama rezan.

Más tarde se sabrá que Ilham Aliyev presentó el Corán traído por él desde la Meca a la mezquita de Agdam. Hablando de la peregrinación a los santuarios musulmanes, el presidente Ilham Aliyev dijo que había estado cuatro veces en la Meca - una vez con su padre, el líder nacional Heydar Aliyev y tres veces ya en el cargo de jefe de Estado: "Soy un hombre feliz, yo y los miembros de mi familia tuvimos la oportunidad de rezar en la sagrada Kaaba. Tengo los mismos sentimientos en mi alma que en el corazón de cualquier persona. La primera de mis oraciones fue por la liberación de nuestras tierras de la ocupación. Le rogué a Alá que me diera fuerzas para liberar nuestras tierras, le pedí que nos enviara la felicidad de volver a nuestras tierras ancestrales. Parado aquí, frente a la mezquita destruida por los vándalos, quiero decir que soy un hombre feliz. Agradezco a Dios que haya respondido a mis oraciones. Al reunir nuestra fuerza, hemos creado la historia. Estos son días verdaderamente históricos. Tal vez no haya habido días tan gloriosos en la historia de Azerbaiyán en siglos".

Al escuchar el histórico discurso del Presidente frente a la mezquita de Agdam, las líneas de la oración de la Señora Mehriban vienen a la memoria en los primeros días de la Guerra Patria: "¡Que Alá proteja al pueblo azerbaiyano en su sagrada lucha! ¡Que el Todopoderoso dé a cada azerbaiyano la oportunidad de besar la tierra sagrada de Karabaj!".

Y cómo no recordar la peregrinación a la Meca del líder nacional Heydar Aliyev. Los periodistas le preguntaron por qué rezaba. "Recé por Karabaj, Azerbaiyán y nuestro pueblo", dijo Heydar Aliyev.

En los últimos treinta años, todos los azerbaiyanos, independientemente de donde vivieran, rezaban por lo mismo. Y el Todopoderoso escuchó nuestras oraciones. Con la ayuda de Dios, gracias a la invencible voluntad de nuestro Presidente y valiente ejército pusimos de rodillas a nuestro enemigo jurado. La tierra sagrada de Karabaj nos ha esperado. Hemos regresado...

Un guerrero poderoso que cumple la petición de su padre

El 8 de noviembre, el día de la liberación de Shushá de la ocupación, el comandante en Jefe , Ilham Aliyev, fue al Callejón de los Honores, visitó la tumba del gran líder Heydar Aliyev y se inclinó ante el espíritu del Líder Nacional. Ese mismo día, cuando se dirigió a la gente del Callejón de los Mártires, dijo estas palabras: "... Estoy feliz de haber cumplido la voluntad de mi padre. ¡Liberamos a Shushá! ¡Esta es una gran victoria! ¡Las almas de nuestros mártires, el Gran Líder, están felices hoy! ¡Felicitaciones, Azerbaiyán! ¡Felicitaciones, los azerbaiyanos del mundo! "

Mientras escuchaba este discurso histórico, recordé los esfuerzos incansables de nuestro Gran Líder para resolver el conflicto de Karabaj, sus días tensos y sus crisis nerviosas. Como uno de los periodistas que cubrió casi todos los aspectos de la actividad estatal de Heydar Aliyev, así como sus visitas al extranjero, reuniones con jefes de estado y de gobierno y numerosas conversaciones sobre la resolución del conflicto, he sido testigo personal de todo esto. Al principio, cuando viajaba al extranjero, se llevaba un mapa y, durante las reuniones con grandes audiencias, explicaba pacientemente en el mapa a quién pertenecía Karabaj. En ese momento, muchas personas en el mundo, incluso políticos, bajo la influencia del lobby armenio, formaron conceptos erróneos, y el Gran Líder tuvo que usar todos los medios posibles para transmitir la verdad real sobre Karabaj.Hacia el final de su vida, a pesar de su edad avanzada y problemas de salud, bajó de un avión y abordó otro, cruzando los océanos. Recuerdo haber visitado Francia el 5 de marzo de 2001. Menos de un mes después (3 de abril) se fue a Estados Unidos. Tuvo negociaciones difíciles que duraron días en París y Key West. Cada vez que se acercaba el tema de la resolución del conflicto, era como si alguna fuerza invisible estuviera interrumpiendo el proceso de paz.

¿Paz o guerra? Esta pregunta también estaba en la agenda de Heydar Aliyev. Mientras investigaba mis archivos, encontré una grabación de su discurso, que dijo hace años con gran previsión y que hoy también no ha perdido su actualidad. Les presento una pequeña parte de ese discurso tal como está: "... Lo resolveremos. Toma tiempo, toma tiempo. Nuestras tierras ocupadas definitivamente serán devueltas. A cualquier costo. "

Cuando nuestro gran líder expresó esta firme creencia, Azerbaiyán acababa de formarse. En ese momento, no teníamos suficientes tropas y armas para expulsar a las fuerzas de ocupación de nuestras tierras. Unos 20 años después de estas frases en el 17 periodo de la presidencia de su hijo Ilham Aliyev Azerbaiyán se convirtió en un Estado fuerte, con un ejército fuerte. Es uno de los 50 ejércitos más fuertes del mundo en la actualidad. Es uno de los 50 ejércitos más fuertes del mundo en la actualidad. Un ejército que tiene en su arsenal las armas más modernas que muchos envidian.

Bajo el mando del Comandante en Jefe, que sabía qué hacer y cuándo, y el glorioso Ejército de la República de Azerbaiyán expulsó al odiado enemigo de nuestras tierras. Un soldado azerbaiyano puso fin a la ocupación de 30 años a costa de su vida.

A cualquier costo

Cualquiera que mire la historia de los últimos 17 años puede ver que Ilham Aliyev no quería una guerra. Quería que nuestras tierras fueran liberadas sin derramamiento de sangre ni martirio. Por lo tanto, fue a las conversaciones con esperanza, esperando que el Grupo de Minsk de la OSCE tomara medidas prácticas. Fue paciente, pero al mismo tiempo, presentó sus propias condiciones y advirtió: "Nunca permitirá el establecimiento de un segundo estado armenio en el territorio de Azerbaiyán, y nuestras tierras ocupadas serán liberadas a cualquier costo. Esto significaba que si Armenia no abandonara Karabaj voluntariamente, no tendría más remedio que recurrir a medios militares.

Los copresidentes del Grupo de Minsk, así como todas las organizaciones internacionales y líderes de las principales potencias, han dicho repetidamente lo mismo: el conflicto solo puede resolverse pacíficamente, no hay solución militar. ¿Qué dijo nuestro presidente? Recordemos: "si es necesario, liberaremos nuestras tierras por medios militares, nunca se descarta la guerra." El presidente Ilham Aliyev dijo esto en uno de sus discursos: "Durante las conversaciones, en varias etapas, se propuso repetidamente que la parte azerbaiyana renunciara al camino de la guerra. Nunca estuve de acuerdo con eso. Luego empezaron a acusarme de que Ilham Aliyev quería iniciar una guerra. Dije que quería resolver el problema de forma pacífica. Pero quiero resolverlo. ¿Qué quería Armenia? Mantener el status quo, hacerlo eterno. Pensó que si lograba esto en 26-27 años, continuaría haciéndolo".

Nuestra paciencia llegó a su fin. Las escandalosas acciones y las extrañas declaraciones del primer ministro de Armenia Pashinián destruyeron el proceso de paz cuando él aseveró: "Karabaj es Armenia. El punto. "Pashinián dijo que abriría un camino hacia Djabrayil. Hizo su investidura en Shushá, bebió y bailó en la llanura de Cidir. Habló de planes para trasladar el parlamento a Shushá, una "nueva guerra por nuevos territorios". Nos amenazó con que si estallaba la guerra, vendría a Bakú. Luego, se organizó un ataque traicionero contra nuestros militares en la frontera de Tovuz y se envió un grupo de provocación a Azerbaiyán. Finalmente, en la noche del 27 de septiembre, se produjeron provocaciones militares en Karabaj, y el Comandante en Jefe ordenó lanzar una contraofensiva esa misma noche.

Todo el mundo sabe lo que pasó a continuación. Todos los días, cada hora, cada momento de nuestra guerra legítima por Karabaj son reportados por AZERTAC y estos materiales se distribuyeron en ocho idiomas. Puede ver nuestro sitio web en cualquier momento (CƏBHƏ XƏBƏRLƏRİ; НОВОСТИ С ФРОНТА; FRONTLINE NEWS; NACHRİCHTEN VON DER FRON; NOUVELLES DE LA LİGNE DE FRONT; NOTICIAS DE FRONTERA; أخبار من خط الجبهة; 前线新闻)

Solo 44 días fueron suficientes para que nuestro glorioso ejército aplastara la cabeza del enemigo con puño de hierro, para izar la bandera del estado en Djabrayil, Fuzulí, Zanguilán, Gubadlí, Murovdag, Sugovushán, Hadrut, Shushá, en 5 ciudades, 4 asentamientos y 286 aldeas azerbaiyanos ancestrales.

La Segunda Guerra de Karabaj se escribió en la historia de la guerra mundial como la guerra del siglo XXI en términos de su ritmo, amplia aplicación de equipos modernos, especialmente sistemas de defensa aérea, vehículos no tripulados en el campo de batalla, hábil manejo de operaciones, capacitación para el combate de oficiales y soldados y otros parámetros. Junto con el modelo de desarrollo de Azerbaiyán, el modelo de guerra de Azerbaiyán ya se está discutiendo en la arena internacional.

La guerra del siglo XXI

Es trabajo de los expertos militares analizar y evaluar el curso de la Gran Guerra Patria, que terminó con la Gran Victoria, y las tácticas de combate. Esta guerra de cuarenta y cuatro días se discutirá durante unos 44 años. Simplemente compartiré algunos de mis pensamientos y observaciones.

Durante 30 años, Armenia, con la ayuda de sus patrocinadores, así como de ingenieros militares de Francia, construyó tres, cuatro, incluso cinco líneas de defensa a lo largo del frente, escalonó sistemas de defensa profundos y fortificaciones que eran muy difíciles de cruzar. Las principales alturas estratégicas estaban en manos del enemigo. El complejo relieve de la zona, montañas y valles creó ventajas adicionales para ellos. Además, la parte armenia había acumulado armas donadas a Karabaj por sus partidarios en suma de al menos $ 2-3 mil millones.

Aparentemente, el ejército de ocupación se creía mucho en líneas de defensa triples y quíntuples , fortificaciones de ingeniería e innumerables armas defensivas y ofensivas en su arsenal. Confiando en esto, Pashinián nos amenazaba. Basta con nombrar algunas de estas armas y equipos militares para tener una idea visual: Armas anti-tanque ,"Smerch" , "Grad", "Uragan" , lanzacohetes múltiples, TOS - 1, Sistema de misiles antiaéreos S-300 - 7 lanzadores. Si calculamos el costo de este equipo específico solamente, podemos ver el poderoso golpe que hemos infligido al ejército armenio, un radar S-300 y dos estaciones de detección S-300, estación de radar "Defense" , sistemas de defensa aérea "TOR" , sistemas de defensa aérea "Osa", sistemas de defensa aérea "KUB" ,sistemas de defensa aérea "KRUG" , sistemas de defensa aérea "Zastava" , sistemas de defensa aérea "S-125" - 2 unidades, vehículos aéreos no tripulados , sistema de misiles tácticos operacionales "Elbrus", misil balístico , complejo de misiles "Tochka-U" etc….

El 1 de diciembre, el comandante en jefe, Ilham Aliyev, anunció la lista de equipo enemigo destruido y saqueado al dirigirse al pueblo en relación con la liberación de la región de Lachín. No termina con contar. Los expertos conocen bien la potencia y el precio de esta arma, equipo militar, cuyo nombre escuchamos por primera vez.

La Segunda Guerra de Karabaj demostró que el ejército azerbaiyano estaba técnicamente equipado con las armas más modernas. En particular, como resultado de ataques precisos con "Bayraqdar" turcos y cañones antiaéreos israelíes, fue posible destruir cientos de equipos militares enemigos y miles de soldados en los primeros días de la lucha. Por primera vez en el siglo XXI, se han alcanzado los logros históricos a esta escala y en un corto período de tiempo. Estos videos publicados por el Ministerio de Defensa están y serán estudiados en muchos países y se incluirán en libros militares.

Todo no dependía solamente del equipo.

Como ha subrayado reiteradamente nuestro Presidente, son los soldados y oficiales los que izan la bandera nacional de Azerbaiyán a las posiciones del enemigo, a las tierras liberadas. Nuestros soldados y oficiales lucharon como leones. El soldado azerbaiyano, gracias a su heroísmo y profesionalismo, derribó al enemigo, que consideraba invencibles, y ganó una brillante y sin precedentes victoria en Shushá ...

Operación Shushá, sin precedentes en la historia militar moderna

Los detalles de la guerra aún no se han aclarado por completo. Pero es seguro decir que la operación para liberar a Shushá de la ocupación pasará a la historia.

La perla de Karabaj, Shushá, era una fortificación natural, por lo que era imposible ingresar a la ciudad con tanques u otras armas pesadas. Había dos opciones para conseguirlo. En el primer caso, las fuerzas enemigas en la ciudad podrían ser destruidas por ataques aéreos y fuego de artillería. El comando no lo hizo. Porque el bombardeo de la ciudad causaría una gran destrucción. Por lo tanto, se eligieron tácticas de combate cuerpo a cuerpo como alternativa. Nuestros heroicos soldados y oficiales atravesaron espesos bosques y profundos barrancos con armas ligeras, cruzaron rocas y montañas y destruyeron al enemigo en una batalla cara a cara.

Uno de los periodistas extranjeros en Jankandi durante las batallas de Shushá describió la deplorable situación de los armenios de la siguiente manera: "El éjercito azerbaiyano desbarató al enemigo haciéndole huir y diseminarse en completo desorden. Decenas de heridos en ambulancias militares fueron llevados al hospital de Jankendi en sangre. El resto de los guerreros, exhaustos, se quitan el uniforme militar y bajan la montaña.

El 8 de noviembre, el comandante en jefe Ilham Aliyev dio la buena noticia a nuestro pueblo sobre la liberación de Shushá. La victoria de Shushá, de hecho, decidió el destino de la guerra. Al día siguiente, llegó la noticia de que se habían liberado más de 70 aldeas y, un día después, Pashinián se vio obligado a firmar un acto de capitulación, aceptando los términos del presidente de Azerbaiyán. Como resultado, Agdam fue liberado el 20 de noviembre, Kalbadjar el 25 de noviembre y Lachin el 1 de diciembre sin que se disparara un solo tiro y sin mártires.

El ejército azerbaiyano es el ejército de la libertad, el ejército armenio es el ejército de ocupación. Un soldado azerbaiyano estaba luchando en su propia tierra, un soldado armenio en la tierra de otro. Esta era nuestra superioridad moral, el espíritu de lucha invencible, no menos importante que las armas. Mira, los soldados armenios huían en masa, y hasta vimos a un soldado con las piernas encadenadas para que no se escapara. El soldado azerbaiyano, en cambio, anhelaba el frente en el tiempo que sus heridas no habían sanado. En Armenia, utilizaron todos los medios para evitar el servicio militar. En Azerbaiyán, miles de jóvenes hicieron fila para ir al frente. Esa fue la diferencia.

La lucha en tres frentes y victoria en cada uno de ellos

Las armas por sí solas no determinan el destino de las guerras modernas. La victoria completa se logra a través de una lucha paralela en el campo de batalla, en el espacio de información y a nivel diplomático. La gran victoria de Azerbaiyán en la guerra patriótica es la última prueba de ello, el resultado de años de construcción de ejércitos, de una política exterior decidida y de incesantes esfuerzos diplomáticos.

A este respecto, cabe destacar las numerosas entrevistas concedidas por el presidente a medios de comunicación extranjeros durante la fase activa de las operaciones militares en Karabaj. El presidente Ilham Aliyev, con sus conocimiento y lógica profundos y sus argumentos irrefutables, logró neutralizar la campaña de desprestigio de los medios proarmenios. Algunos corresponsales occidentales que recibieron asignaciones especiales distrajeron al sujeto, hicieron acusaciones infundadas contra la parte azerbaiyana, citando información falsa. Se plantearon repetidamente la participación de Turquía en el conflicto, el uso de F-16, el reclutamiento de mercenarios de Siria y Libia, la violación de la cesación del fuego y muchas otras cuestiones irritantes. En cada ocasión, el Jefe de Estado refutaba esas acusaciones con hechos y pruebas irrefutables, hablaba de la historia de Karabaj, las causas del conflicto y aprovechaba la oportunidad para transmitir la verdad real al mundo.

Prestemos atención a una pregunta en una entrevista con el canal alemán de TV ARD y a la respuesta del presidente.

Pregunta: Cuando estuvimos allí, en esta zona, tuvimos una pregunta. ¿Por qué es Karabaj tan importante para Azerbaiyán? ¿Hay recursos allí, o representa algún significado simbólico?

Respuesta: "Son Alsacia y Lataringe importantes para usted? Es Baviera importante para usted? O Renania-Westfalia? Esta es nuestra tierra, este es nuestro territorio reconocido internacionalmente. No es una cuestión de recursos. Los principales recursos están aquí en Bakú. Es un asunto de justicia, es una cuestión de orgullo nacional. Es una cuestión de derecho internacional.

La respuesta es corta y lacónica. Pero tiene un significado tan profundo, es tan efectiva que no creo que ningún corresponsal occidental haga una pregunta similar a nuestro presidente.

Si miramos los últimos 17 años, podemos ver que el presidente Ilham Aliyev ha hecho todo lo posible para mantener la cuestión de Alto-Karabaj en la agenda. Habló de ello en todos sus discursos y intervenciones, en todas sus reuniones y entrevistas con los líderes mundiales, desde las tribunas de las organizaciones internacionales. Trató de que todo el mundo supiera quiénes eran el atacante y la víctima. Ahora todos en el mundo lo saben. Este es uno de los principales factores que determinan el éxito de la guerra.

Con respecto a la victoria en el campo de batalla, basta con describir dos escenas completamente diferentes al final de la guerra: A un lado del frente está el victorioso Comandante en Jefe, Ilham Aliyev, orgulloso de su ejército victorioso, y al otro lado, Pashinián, cuyo ejército fue disuelto y humillado. Nuestro pueblo lleva un retrato de su líder Ilham Aliyev. Pashinyan es ridiculizado y bromeado.

"Ibas a pavimentar un camino a Djabrayil, Pashinián. ¿Qué pasó? ¿Dónde está ese camino? Ibas a construir un edificio del parlamento en Shushá, ¿Qué pasó? Se fue al infierno", - estas palabras del presidente azerbaiyano se han convertido en un rumor entre la gente. Cuando alguien no hace lo que dice, se burlan de él y le preguntan: "¿Qué pasó, Pashinián?"

Tierra quemada y esperanzador Karabaj

En las guerras anteriores, había una táctica llamada "Tierra quemada". Cuando el ejército de ocupación se veía obligado a retirarse, destruía o saqueaba todo, e incendiaba lo que no pudo llevarse consigo. Esto también se hizo para que la población local, la verdadera propietaria de la tierra, no pudiera seguir asentándose allí. En 1977, el artículo 54 del Protocolo Nº 1 de los Convenios de Ginebra prohibió la táctica de las "tierras quemadas", y esos actos se consideran crímenes de guerra.

En el siglo XXI, los armenios están usando esta táctica, que es típica de la comunidad primitiva, ante el mundo civilizado. Como señaló nuestro presidente, es como si una tribu salvaje hubiera pasado por estos lugares. Los videos de nuestras ciudades y aldeas liberadas son desgarradores. El enemigo salvaje no colocó piedras unas encima de otras, sino que lo convirtió todo en una ruina. Los árboles han sido cortados, los bosques han sido talados y quemados, y las tierras han quedado inútiles. Fuzuli, Djabrayil, Zanguilán, Gubadlí nos recuerdan al desierto. Aghdam es como una ciudad de fantasmas, así que la bomba atómica no ha destruido Hiroshima de esa manera.

Los crímenes de guerra de Armenia no terminan ahí. Dos misiles balísticos fueron disparados a Gandjá, y Bardá fue atacada con municiones de racimo. Se desconoce el número de proyectiles disparados a Tartar, Aghdam y Goranboy. Cientos de civiles - niños, mujeres, ancianos - fueron víctimas del fascismo armenio, miles de casas, edificios de apartamentos e infraestructura fueron destruidos. No quiero perder tiempo en entrar en detalles. Fotos, videos, reportes y noticias que reflejan los rastros de estos crímenes son recopilados y documentados en siete idiomas extranjeros (#Ruso #Inglés #Alemán #Francés #Español #Árabe #Chino) en la sección "Que el mundo entero vea el fascismo armenio" del sitio web de AZERTAC.

Es importante que el mundo entero vea su rostro fascista. Que todos vean y sepan a qué enemigo salvaje nos enfrentamos. Que todos sepan que hemos destruido no sólo al ejército de ocupación, sino también al fascismo armenio, que es una fuente de peligro para la humanidad. Por instrucciones del presidente, los representantes del cuerpo diplomático de Azerbaiyán están visitando los distritos liberados, donde ven las atrocidades armenias con sus propios ojos. Las terribles destrucciones se registrarán una por una, se documentarán y se presentarán a la corte internacional. Los fascistas armenios probablemente no podrán escapar a la justicia esta vez.

El enemigo pensó que después de estas destrucciones los azerbaiyanos nunca volverían a esos lugares. Cometieron un error. Durante 30 años, el pueblo de Azerbaiyán ha vivido con el deseo de volver a su patria, respirando con Karabaj. Durante su visita a las ciudades liberadas de Fuzuli y Aghdam, el presidente Ilham Aliyev anunció sus planes futuros para Karabaj. Declaró que todos los pueblos y aldeas serán restaurados sobre la base del plan maestro. El Estado prestará la asistencia necesaria para el regreso de los ciudadanos a su patria. Ya ha comenzado la construcción de una nueva carretera de Fuzuli a Shushá y la restauración de las carreteras históricas que conducen a las aldeas de Sugovushán y Talish.

La Segunda Guerra de Karabaj creó una nueva realidad en la región. Nuestro hermoso Karabaj, que ha sido afectado por tormentas de vez en cuando, mira al futuro con gran esperanza. Después de 27 años, la llamada a la oración se escucha de nuevo en las mezquitas de Agdam, de Shushá, y el famoso mugham "Karabakh shikestesi" se escucha en la tierra de Karabaj. La vida vuelve a esos lugares después de 30 años, un nuevo ciclo de esas tierras comienza ...

Una nueva realidad o epílogo en la región

El exitoso final de la Guerra Patria cambió el equilibrio de fuerzas en la región y creó una nueva realidad. Ahora no estamos solos. El fraterno Turquía está ahora con nosotros en la mesa política. Un soldado turco también supervisará el alto el fuego en Karabaj. Los mensajes continúan llegando desde Ankara al más alto nivel: continuaremos apoyando a Azerbaiyán. Este apoyo político y moral fortalece nuestro poder y evita que los partidarios de Armenia interfieran.

El discurso de los presidentes de Azerbaiyán y Turquía como hermanos, el ondear de nuestras banderas de la luna y las estrellas son un motivo de orgullo para nuestros amigos.

Hoy, no existe un statu quo de 30 años. La cuestión del statu quo está fuera de la agenda. En cambio, ha comenzado la implementación de planes para restaurar las ciudades y aldeas destruidas de Karabaj.

La lucha aún no ha terminado. Armenia y sus partidarios elaborarán nuevos planes y recurrirán a todo tipo de corrupción. Una decisión insidiosa del Senado francés sobre Karabaj es un ejemplo de esto. Esta decisión significa que existen minas invisibles, rocas submarinas e icebergs en la arena política, como en otras partes del Karabaj liberado. Esto significa que la lucha continuará hoy y mañana.

Si miramos los conflictos y las guerras en el mundo, podemos observar que todas las guerras acaban. Al final gana, el que es fuerte, sino el que tiene razón. La Guerra Patria de 44 días del pueblo azerbaiyano por Karabaj es el último ejemplo de esto. En los últimos 17 años, hemos reunido fuerzas, hemos aplastado la cabeza del enemigo con puño de hierro. Treinta años de ocupación e injusticia terminaron en 44 días. No solo el enemigo, sino el mundo entero vio la fuerza de Azerbaiyán. Sin duda, el victorioso Azerbaiyán se fortalecerá día a día, año tras año. Nuestro sabio presidente, el victorioso comandante en jefe, Ilham Aliyev, conducirá con confianza a nuestro pueblo de una victoria a otra.

 

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.