POLÍTICA


Se aprobó el plan de actos del 27º aniversario del genocidio de Joyalí

Bakú, 11 de febrero, AZERTAC

El presidente de la administración presidencial azerbaiyana, Ramiz Mehdiyev, ha emitido una orden en virtud de la cual aprueba el plan de actos con motivo del 26º aniversario del genocidio de Joyalí.

AZERTAC trasciende que el plan prevé la deposición de coronas de flores en los monumentos conmemorativos de Joyalí en los distritos azerbaiyanos, visitas de representantes públicos al Callejón de los Mártires, la organización de actos relacionados con el genocidio en las embajadas, consulados y organizaciones de la diáspora de Azerbaiyán en el extranjero y la distribución de materiales sobre la masacre sangrienta en los medios de comunicación extranjeros y locales, incluidos los canales de televisión, y las actualizaciones de las informaciones con regularidad en İnternet.

En el marco de este plan, las confesiones y organizaciones religiosas que operan en el país celebrarán ceremonias conmemorativas para las víctimas del genocidio de Joyalí.

Las primeras lecciones en las escuelas se dedicarán el 26 de febrero a la tragedia de Joyalí y a las 17.00 horas se guardará un minuto de silencio en todo el país en recuerdo a las víctimas del genocidio de Joyalí.

Las banderas nacionales de Azerbaiyán se izarán a media asta en el país ese día en señal de luto nacional.

Cabe señalar que, del 25 al 26 de febrero de 1992, los agresores armenios perpetraron un verdadero genocidio en la ciudad de Joyalí, una de las tragedias más sangrientas de la historia humana. Como consecuencia de la masacre, 106 mujeres, 63 niños y 70 ancianos resultaron muertos, 613 fueron brutalmente asesinados, 487 heridos, 1275 civiles fueron tomados como rehenes y 150 de ellos desaparecieron. Como resultado de este genocidio, 8 familias fueron completamente destruidas, 25 niños perdieron a ambos padres. Los armenios después de destruir toda la ciudad, mataron y torturaron a la gente. Ellos además de todo eso, cometieron la barbaridad inhumana insultándoles tras asesinarles. Durante el genocidio, 56 personas fueron asesinadas con especial crueldad, tres fueron quemadas vivas, les despellejaron la piel, les cortaron las extremidades y les cortaron la cabeza, les quitaron los ojos, cortaron sus cabezas y otros órganos, dividieron en dos partes a las mujeres embarazadas, como consecuencia los civiles sufrieron la tortura mental y física ese mismo horrorizante día. El presidente Ilham Aliyev describió la tragedia de Joyalí como una página sangrienta de la política de agresión y limpieza étnica de los nacionalistas armenios agresivos realizados contra el pueblo azerbaiyano durante siglos.

 

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.