MUNDO


Tokáev: las elecciones presidenciales en Kazajistán fueron abiertas e imparciales

Bakú, 10 de junio, AZERTAC

Las elecciones presidenciales en Kazajistán fueron abiertas e imparciales y destacaron por su alto nivel de organización, declaró el presidente en funciones de Kazajistán, Kasim-Zhomat Tokáev.

Las elecciones presidenciales en Kazajistán fueron abiertas e imparciales y destacaron por su alto nivel de organización, declaró el presidente en funciones de Kazajistán, Kasim-Zhomat Tokáev.

"Las elecciones destacaron por su alto nivel de organización, fueron abiertas e imparciales", dijo en una rueda de prensa con la participación de medios nacionales y extranjeros.

Kazajistán celebró el domingo 9 de junio elecciones presidenciales anticipadas, convocadas tras la dimisión de Nursultán Nazarbáev, quien había liderado el país durante tres décadas.

Según los resultados del escrutinio preliminar anunciados por la Comisión Electoral Central, Tokáev recibió el apoyo del 70,76% de los electores. La afluencia a las urnas fue del 77,4%.

Tokáev aseguró que en las elecciones fueron creadas condiciones iguales para todos los pretendientes.

"Participaron siete candidatos y para todos fueron creadas condiciones iguales. Por mi parte, como presidente de Kazajistán, se adoptaron todas las medidas posibles para que fueran unos comicios imparciales, abiertos y honestos", dijo el presidente en funciones.

También agradeció a los electores que le dieron su apoyo el 9 de junio.

Tokáev declaró que el alto nivel de afluencia a las urnas fue logrado "de modo natural".

"Las elecciones mostraron que los ciudadanos de Kazajistán no son indiferentes a sus obligaciones ciudadanas, la afluencia a las urnas fue muy alta y nadie obligó a nadie a votar, todo fue de modo natural", señaló.

Además, se refirió a las acciones de la policía durante la jornada electoral y elogió su contención.

El 9 de junio, las ciudades de Nur-Sultán y Almatý fueron escenario de manifestaciones de protesta y varios manifestantes trataron de provocar a los agentes.

"En Almatý y en la capital, varias personas salieron a las calles para protestar… Desde el punto de vista de la legislación de Kazajistán fueron actos ilegítimos porque no fueron autorizados. Además, algunos ciudadanos se comportaban impropiamente, tratando de provocar a la policía, que se vio obligada a tomar medidas adecuadas", explicó Tokáev.

Agregó que "quisiera agradecer a los agentes que actuaron profesionalmente, con contención, durante las protestas y evitaron que fueran puestos en peligro la tranquilidad y seguridad de los ciudadanos".

Con relación al gabinete de ministros de Kazajistán, dijo que no dimitirá pero habrá nuevos nombramientos.

"En virtud de la legislación vigente de Kazajistán, el Gobierno no tiene que dimitir, pero se producirán nuevos nombramientos. Ya había prometido que habrá nuevas caras en el Gobierno, incluidos representantes de la juventud", indicó el presidente.

Según añadió, aspira a mantener "un diálogo constructivo que conjugará con medidas duras contra los que cumplen mal su trabajo".

Tokáev, de 66 años, se desempeñó como titular de Exteriores en dos gabinetes (de 1994 a 1999 y de 2002 a 2007), fue primer ministro de Kazajistán de 1999 a 2002, fungió como director general de la Oficina de las Naciones Unidas en Ginebra de marzo de 2011 a octubre de 2013, y encabezó el Senado kazajo de 2007 a 2011 y de 2013 a 2019.

El 20 de marzo pasado, asumió la presidencia interina de Kazajistán tras la dimisión de Nursultán Nazarbáev.Sputnik

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.