CULTURA


 Los 10 platos que "hay que probar" cuando se visita Azerbaiyán

Bakú, 6 de abril, AZERTAC

La cocina de Azerbaiyán es famosa por su diversidad, y no siente la falta de recetas e ingredientes, ya que el clima montañoso y subtropical del país abastece perfectamente a sus habitantes de todo lo necesario para elaborar alimentos sabrosos y saludables.

Situado en la encrucijada entre Asia y Europa, Azerbaiyán es rico en delicias culinarias que atraen a miles de turistas cada año. Los platos azerbaiyanos, que mezclan elementos de las cocinas turca e iraní, son conocidos por su abundante uso de verduras y hortalizas de temporada, como berenjenas, tomates, pimientos, remolachas, rábanos y coles; y carnes como el cordero, la ternera y el pollo.

Las especias y hierbas marcan la diferencia. La menta, el cilantro, el eneldo, el puerro, el estragón, la mejorana y el tomillo son muy utilizados, así como el perejil, el cebollino, el berro y la cebolla verde.

Uno de los manjares más conocidos del país es el caviar negro, codiciado en todo el mundo y producido a partir del esturión que se encuentra en el mar Caspio, que está justo al este de Azerbaiyán y hace del marisco una parte importante de la identidad culinaria azerbaiyana. El esturión blanco, el salmón del Caspio, las sardinas, el salmonete y un pescado blanco llamado kutum son muy populares entre los amantes del marisco.

Los azerbaiyanos se sienten muy orgullosos de su comida y su sentido de la hospitalidad, que suelen acompañar con un vaso de té negro caliente, considerado la bebida nacional. Los viajes culinarios de dos días a regiones pintorescas, como Gabala y Sheki, situadas en el norte, son populares entre los amantes de la comida que planean sus vacaciones en torno a la exploración de nuevas experiencias gastronómicas.

Según la Organización Mundial del Turismo de las Naciones Unidas, el 80% de los viajeros del mundo diseñan sus itinerarios en torno a la comida y los eventos culinarios. En los últimos años se han hecho populares las "visitas a los azerbaiyanos", una experiencia turística que pone en contacto a los visitantes con un residente de Sheki o Bakú que cocinará platos nacionales y ofrecerá clases magistrales de cocina.

Los 10 platos "imprescindibles" para cualquier visitante de Azerbaiyán, informa AZERTAC.

Plov

Plov se considera el rey de la cocina azerbaiyana. Es un plato obligatorio en cualquier boda o fiesta, y sus variedades son unas 200. La característica distintiva de cualquier plov (pilaf en turco) es la combinación de dos partes constituyentes: el arroz basmati hervido y gara, una salsa cocinada por separado. Gara puede consistir en carne (normalmente de cordero) o pescado frito junto con cebollas y frutos secos como ciruelas, pasas y cerezas. El arroz, a su vez, se hierve y se forma un gazmag, una costra que se hace en el fondo de la cacerola una vez cocido el arroz, hecha con masa o patata. Plov suele ser el último plato salado en ocasiones especiales como las bodas y se sirve a los invitados con mucha ceremonia.

Kebab

Si ha visitado Azerbaiyán y no ha probado el kebab, debería volver y probarlo. Hay muchas variaciones de este plato: Algunas se hacen con cordero o ternera, otras con pollo o pescado. Se suelen utilizar verduras como patatas, berenjenas, pimientos verdes, champiñones y tomates. En el caso del tika-kebab, que suele hacerse con cordero, la carne se adoba primero antes de cocinarla y luego se ensarta en brochetas pieza a pieza; mientras que el lula-kebab se prepara con carne picada envuelta en la brocheta.

Dolma

Para preparar dolma, los azerbaiyanos utilizan hojas jóvenes de uva o de col, que se rellenan con carne de cordero picada y mezclada con hierbas y especias. Badimdjan dolmasi, una versión veraniega del dolma que se cocina con berenjenas, tomates y pimientos verdes. El dolma se sirve con gatigh, una salsa de yogur, mezclada con ajo.

Dovgha

Esta sopa de leche agria se elabora con yogur natural, un producto lácteo fermentado similar al yogur, así como con huevos, arroz y hierbas como cilantro, eneldo, menta y espinacas. Los cocineros de Najchiván, dan una vuelta de tuerca al dovgha incorporando pequeñas albóndigas a la sopa. `

Khangal

El khangal no debe confundirse con el khinkali, que son bolas de masa rellenas de carne y se encuentran en Georgia, otro país del Cáucaso Sur al oeste de Azerbaiyán. Ambos platos se centran en el uso de la harina, pero ahí acaba la similitud. Khangal azerbaiyano se prepara enrollando y cortando la masa en pequeños y finos cuadrados, y luego se hierve en un caldo de carne. Se sirve caliente y con cordero o pollo, y se acompaña de una salsa de ajo.

Qutab

El qutab es para los azerbaiyanos lo que la pizza para los italianos. La masa sin levadura, finamente enrollada, se rellena con carne, hierbas, calabaza, granos de granada, queso, cebollas y castañas, y se cocina en un sadj, una sartén plana de hierro fundido. Al igual que el gözleme de Turquía, el qutab se come con las manos, ¡pero no se olvide de enrollarlo!

Una empanada extremadamente fina y plana con un relleno hecho de masa sin levadura, el qutab para los azerbaiyanos es como la pizza o los espaguetis para los italianos o el shaurma para los turcos.

Lavangi

Uno de los aperitivos favoritos de los azerbaiyanos es el lavangi, un pollo o pescado relleno con nueces, cebollas y pasta de ciruelas. Los lavangi más deliciosos se preparan en un tandir o tandoor, un horno cilíndrico de barro en el que se cocinan los alimentos sobre las brasas.

Piti

El piti no es para los apurados y apuradas, ya que tarda entre ocho y 12 horas en cocinarse. El piti se cocina con cordero, patatas, guisantes, cebollas, ajo, castañas y hierbas. Los ingredientes se combinan en una pequeña olla de barro llena de agua y luego se colocan en un horno para una preparación lenta.

Dushbara

Considerado un plato de invierno, dushbara es un poco como las bolas de masa rusa, pero de tamaño mucho más pequeño: ¡dicen que a un buen cocinero le caben 12 piezas de dushbara en una cuchara! Una masa finamente enrollada se corta en pequeños cuadrados y se rellena con pequeñas porciones de carne. Estas minibollitas se hierven en agua y se sirven con menta seca o un vinagre de vino con ajo.

Sadj

Sadj es en realidad el nombre de la sartén en la que se cocina el plato del mismo nombre. Los tomates, los pimientos verdes y las berenjenas se combinan perfectamente con el cordero y las hierbas para hacer este plato. Dado que el sadj se cocina con grasa de rabo, que se congela rápidamente, se sirve de los fogones a la mesa en la sartén, con las brasas ardiendo debajo.

 

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.