MUNDO


La pandemia sufre su mayor frenazo con la menor cifra de muertos en 17 días

Bakú, 11 de abril, AZERTAC

El coronavirus ha registrado este viernes su mayor frenazo desde que estallara la pandemia en España y deja la tercera bajada consecutiva en los contagios, que alcanzan los 157.022 tras sumar 4.576 nuevos, y la menor cifra de muertes en 17 días, 605, lo que hace un total de 15.843, reporta AZERTAC alegándose a EFE.

La reducción en el número de víctimas de la que ha dado cuenta este sábado el Ministerio de Sanidad se ha conocido en un anómalo parón festivo de Semana Santa por el confinamiento y tras 27 días de aislamiento social forzado tras la declaración del estado de alarma.

Según los datos del departamento encabezado por Salvador Illa, en la última jornada se han incrementado en 3.603 personas los pacientes recuperados, un 6,9 % más, con lo que ya son 55.668.

Aunque España sigue siendo el segundo país del mundo en número de contagios, por detrás de Estados Unidos, el avance del coronavirus ha registrado su menor incremento de positivos, un 3 % en las últimas 24 horas, por detrás del alcanzado el pasado lunes 6, que fue del 3,2 %.

"Continuamos con la tendencia descendente que venimos viendo", ha resaltado en la rueda de prensa telemática posterior a la reunión del Comité Técnico de Coronavirus la jefa de área del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, María José Sierra.

Los nuevos enfermos son personas que se contagiaron hace dos semanas o "incluso más", ya que, teniendo en cuenta la dinámica de las enfermedades infecciosas, desde que la entrada en contacto con el virus hasta que desarrolla síntomas, muchas veces leves, pueden transcurrir 14 días, a los que hay que sumar los que tarda el enfermo en contactar con el sistema sanitario.

Y hay que tener en cuenta además el tiempo que transcurre desde que los hospitales, que es donde mayoritariamente acuden los enfermos, hacen la prueba y notifican el positivo, ha explicado la doctora.

También la subida de fallecidos se ha ralentizado hasta llegar hoy a su mínimo incremento, y que es del 3,97 % diario. En números absolutos no se veía una cifra menor desde el 24 de marzo, cuando fallecieron 514 personas.

Este 'respiro' en los datos globales de la pandemia ha tenido su refrendo en puntos 'calientes' como el hospital temporal habilitado en el recinto ferial de Ifema, en Madrid, que ha superado las 2.000 altas y acoge actualmente a unas 1.000 personas con una tasa de fallecimiento "francamente baja", del 0,4%, según su director médico, Antonio Zapatero.

Otro centro sanitario de Madrid, el Hospital Universitario Puerta de Hierro, en Majadahonda (Madrid), ha avanzado este viernes que estudia replegar parte de las zonas habilitadas para el ingreso de pacientes con coronavirus, aunque sus responsables son prudentes con los enfermos en fase avanzada, ya que "la UCI no se puede relajar en ningún momento".

Pese a estos signos de avance en la contención de la enfermedad, el ministro de Sanidad ha insistido en varias ocasiones en la idea de que España no está en fase de desescalada, sino estudiando un plan para cuando llegue, y sigue "en estado de confinamiento", con el decreto de estado de alarma vigente.

Por ello ha insistido en mantener el "sacrificio" y fomentar, siempre que sea posible, el teletrabajo para evitar el desplazamiento presencial.

El titular de Sanidad ha recordado la importancia del teletrabajo a escasos días de la reactivación económica en muchos sectores productivos la próxima semana, un retorno al trabajo para el que el Consejo de Ministros ha aprobado en una reunión extraordinaria la distribución de mascarillas en metro y trenes de cercanías.

El regreso a la actividad ha vuelto a convertirse en foco principal de las críticas de los gobiernos regionales hacia el Ejecutivo de Pedro Sánchez. Cataluña y Castilla y León se han situado a la cabeza de los que han reclamado que siga el confinamiento total, mientras que Madrid ha expresado su preocupación por un lunes con una vuelta al trabajo "sin mascarillas".

Esta vuelta a los trabajos no esenciales no estará acompañada de un relajamiento en el confinamiento de los menores. "Créanme que nada nos gustaría más que poder anunciar medidas más permisivas en este sentido, pero de momento pensamos que no es el momento", ha lamentado el ministro de Sanidad sobre este asunto.

 

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.