POLÍTICA


Veintisiete años sin la ciudad Shushá

Bakú, 8 de mayo, AZERTAC

La ciudad azerbaiyana Shushá, habitada por unas 25.000 personas, fue ocupada por las fuerzas armadas armenias la noche del 7 al 8 de mayo de 1992.

Han pasado 27 años desde la ocupación de Shushá, una fecha trágica para Azerbaiyán.

En la noche del 7 al 8 de mayo de 1992, las fuerzas armadas armenias ocuparon el antiguo centro cultural e histórico de Azerbaiyán.

La ciudad capturada, donde vivían unas 25.000 personas en ese momento, quedó prácticamente aniquilada. 195 civiles resultaron muertos y 165 heridos durante la defensa de la ciudad. 114 azerbaiyanos tomados de rehenes por armenios fueron posteriormente asesinados con especial brutalidad. 58 residentes de la ciudad desaparecieron.

El enemigo también destruyó o saqueó muchos monumentos culturales e históricos de Azerbaiyán. En particular, se destruyeron 279 monumentos religiosos, históricos y culturales, incluidas las cuevas de Khan y Gakhal y la fortaleza de Shushá.

Además, siete instituciones preescolares, 22 escuelas de educación general, escuelas educativo-culturales y escuelas técnicas agrícolas, ocho casas de cultura, 14 clubes, 20 bibliotecas, dos cines, tres museos y la fábrica de instrumentos musicales del Occidente fueron destruidos.

Como resultado de la ocupación de la ciudad Shushá, 289 kilómetros cuadrados de territorios azerbaiyanos quedaron bajo el control de las Fuerzas Armadas de Armenia.

La ocupación de la ciudad completó la limpieza étnica en la propia Nagorno-Karabaj, donde para entonces no había quedado ningún azerbaiyano. Sin embargo, el pueblo azerbaiyano nunca olvidará el dolor infligido por los ocupantes, y este dolor sólo disminuirá después de que se haya liberado el corazón de Karabaj, la ciudad Shushá.

© Al usar el material de este sitio,hay que apuntar el hiperenlace.
Si se ha cometido un error en el texto, marque y envíenos pulsando ctrl + enter

CONTACTOS CON AUTOR

Rellene,por favor, los huecos marcados *.

Por favor, incluya las letras mostradas arriba.
No importa si las letras son mayúsculas o minúsculas.